¿Me estoy convirtiendo en mi madre?

© | |

  •  
  •  
  •  
  •  

Es algo que sucede a menudo. De repente te escuchas repitiendo la misma frase que te decía tu madre, teniendo la misma actitud ante una situación, reaccionando de la misma manera… Te miras al espejo y descubres en el reflejo un gesto, una expresión, un “algo” que es el vivo retrato de tu madre. 

 

En parte se debe a la genética, pero no exclusivamente, pues una hija no biológica también termina pareciéndose a su madre adoptiva.

Se debe a que, cuando éramos muy pequeñas, pasábamos la mayor parte de nuestra vida junto a nuestra madre. En nuestra vida temprana, cuando más moldeables éramos, ella ha sido quien más nos ha influido, con quien más hemos interactuado. Ella, sin lugar a dudas, ha sido quien más ha determinado quién somos.

Y no importa que después, cuando nos hayamos hecho mayores, hayamos tomado la decisión de no repetir los mismos patrones que nuestra madre…  nuestro subconsciente, cuando menos lo esperamos, ¡reacciona igual que ella!

Cada día me parezco un poco más a mi madre... y estoy orgullosa de ello.

Ahora que me doy cuenta que me parezco cada vez más a mi madre… ¿qué debo recordar?

  1. Te pareces a tu madre, pero no eres tu madre. No eres un clon idéntico de tu madre. Hay muchas más personas y acontecimientos que te han moldeado. No estás destinada a ser exactamente igual que ella.
  2. Parecerte a tu madre no es excusa de nada. Todas hemos sido muy influenciadas por nuestras madres, pero no es excusa para no cambiar lo negativo. Nosotras somos íntegramente responsables de quién somos y en qué clase de mujer nos hemos convertido. No podemos achacarlo a nuestra madre.
  3. Ser consciente del parecido te capacita para cambiar. Si eres muy consciente de lo que no quieres repetir, simplemente asegúrate de cambiarlo. Puedes variar, puedes hacer las cosas de manera diferente. Tú tienes control sobre cómo reaccionas y sobre todo lo que sale de tu boca.

© Autor: Rebeca Byler.

Consejos para mujeres que se están convirtiendo en su madre.


  •  
  •  
  •  
  •  
Anterior

Los amigos de verdad siempre están ahí para ti

Qué hacer para ser feliz

Siguiente

9 comentarios en “¿Me estoy convirtiendo en mi madre?”

  1. Saludos a Todas, que interesante tema, yo perdí a mi madre a corta edad tenia 6 años , me crió una tía (hermana de mi mama).
    Mis primos hermanos dicen que me parezco mucho a mi tía, se que he cometido muchos errores que me afecto el haber perdido a mi madre tan pequeña, me afecto el abandono de mi Padre, y que el esposo de mi tía era un alcohólico y mujeriego al que le teníamos miedo, todo eso afecto mi desarrollo, y fue mas evidente al momento de elegir una pareja, ya que me obsesione con mi primera relación, estaba tan necesitada de cariño que le creí todo al primero que me dijo que lindo tus ojos.
    Pero aquí estoy luchando por cambiar , trabajando mas y mas en amarme, tengo mas cosas positivas de mi tía que negativas y estoy orgullosa de parecerme a ella.

    Responder
    • QUERIDA AMIGA ILIANA:

      Has llegado temprano a la apertura de tan interesante tema que nos ha compartido nuestra amiga Rebeca Byler, por lo que te damos las gracias.

      Claro que te tubo que afectar la perdida de tu mamá a tan temprana edad, pero si te das cuenta, Dios Jehová siempre pone ángeles en nuestra vida, que malo todo lo que pasaste en tu niñez y lo que hayas pasado consecuencia de ello, siempre hay positivo que sacar de lo negativo y en este caso lo positivo es lo que aprendiste de tu tía, es muy importante también, mantenerte activa en tu recuperación y aprendizaje acerca de la vida, todos los días crecemos un poquito más emocionalmente, te felicito por tu progreso, sigue adelante como hasta ahora, gracias por compartir en este nuestro portal de amor, te esperamos.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

      Responder
  2. No se si en realidad me parezco a mi madre, la perdi hace doce años, no quiero con esto decir que m parexco pero como extraño su cariño su amor….

    Responder
  3. Saludos a todas.
    Yo creo que el concepto personal que tengamos de nuestra madre, (independientemente del cariño y el amor, eso es aparte) es algo que puede ser motivo de orgullo o motivo de franca preocupación. Las cualidades y defectos de ella son lo que nos darían una pauta. En lo personal, tengo la dicha de tenerla aún, pero hay muchas cosas de ella que no me gustan, ha sido una buena madre en general. Puedo decir que hay cosas que desde niña dije: yo no haré eso. Por ejemplo, le gusta tener la atención de todo mundo y muchas veces trata de manipularnos, eso para nada me gusta y reacciono con enojo ante eso, es algo que jamás quisiera hacer.
    Ella ha sido dedicada con la familia, nos cuidó a todos y puedo decir que yo tiendo a ser protectora..
    Así que puede ser un buen ejemplo de lo que deseamos o no deseamos ser.

    Responder
    • QUERIDA MIGA ANTONELLA
      Yo más bien pienso que independientemente de cómo sea nuestra madre, debemos tomar en cuenta los buenos y los no tan buenos ejemplos, por ejemplo, si la madre para educar y disciplinar, se le olvidaban las palabras y querían arreglarlo a gritos, debemos recordar cómo nos sentíamos con los gritos de mamá, para no querer hacerlo con nuestros hijos, pero también reforzar en nosotras las cosas buenas , que dicho sea de paso, son bastantes, y ponerlas en práctica con los de nuestro entorno, especialmente con nuestros hijos.
      Gracias mi preciosa amiga, por hacerte presente en nuestro portal de amor, te esperamos.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

      Responder
  4. buenas .. de antemano pido disculpas a las feminas presentes y a la administradora del foro por lo que voy a hacer , ya que es totalmente Off topic … de verdad lo siento , estoy algo triste y solo necesito un poco de ayuda…

    Responder
  5. Hola muy bonito tema mi madre es una gran mujer la admiro mucho aunque hay cosas que no me gustan de ella es manipuladora y controladora cosa que no quiero repetir con mis hijos, yo a mis hijos quiero que sean independiente, no quiero estar siempre pegados a ellos darles sus propios espacios, no se si estoy haciendo bien con ello, pero siempre contando con mi apoyo. Saludos Amanecer TQM

    Responder
    • QUERIDA AMIGA ARENA:
      Lo has dicho muy bien amiga, aunque no tenemos una madre perfecta, tampoco nosotras lo somos, pero siempre existe ese amor imperecedero por nuestra madre, siempre será nuestra heroína, la maravilla de sufrir algunas situaciones no muy agradables, es que nos hace mejores madres, con defectos y desaciertos, pero con amor y haciendo lo mejor.

      Gracias mi amiga por tu siempre presencia en nuestro rinconcito de amor, te esperamos.
      Gracias por tu cariño mi amiga, es reciproco.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

      Responder

Comenta, tu opinión también es valiosa: