Inicio > Relaciones > Cómo tratar con quien no acepta una crítica constructiva

Cómo tratar con quien no acepta una crítica constructiva

Hay personas que parecen totalmente incapaces de recibir crítica alguna, ni siquiera una crítica constructiva, con la sincera intención de ayudarles y a que estén mejor. ¿Estás en una relación en la que tu pareja no te escucha? ¿Tienes un amigo o amiga que no parece capaz de recibir crítica alguna sobre algo que te inquieta?

Es importante poder dar nuestra opinión sobre los problemas que vemos; es signo de una relación madura (sea de amistad, amor, o lo que sea). Saber escuchar y saber decir las cosas es importante. ¿Pero cómo decirle nada a quien rápidamente se siente atacado a la más mínima palabra de crítica que haces?

Cómo tratar con personas que no aceptan crítica constructiva:

1. No levantes la voz:

Cuando a alguien le cuesta escuchar una crítica cualquiera, incluso una constructiva, y no logras decirle nada porque se lo toma muy a pecho, es normal que te desesperes y quieras levantar la voz y gritarle que escuche de una vez… pero no funciona. Es más, levantar la voz puede añadir más estrés, más ansiedad, y hacer que se niegue más aun a escucharte. Hagas lo que hagas, no levantes la voz porque enseguida se pondrá a la defensiva y cerrará aún más los oídos.

2. Si te equivocaste, admítelo:

Cuando tratas con personas que no saben escuchar a los demás, esto es algo que les ayuda mucho a acercarse a ti y a poder considerar lo que dices. Si en algún momento te equivocas, por mucho que cueste, admítelo. Si te equivocaste, admítelo. Pero no sólo para ti misma, sino también admítelo delante de los demás. Haciéndolo demostrarás que no se trata de “quien hizo mal” sino de solucionar lo que está mal, aunque te suponga compartir parte de la culpa.

3. No lances acusaciones:

Aunque tengas toda la razón del mundo, evita acusar. Cuando nos sentimos acusados nos sentimos atacados, acorralados entre la espalda y la pared. No es nada placentero recibir una acusación, cierta o no; por lo que muy fácilmente subirá la tensión y se desplegarán las defensas haciendo que sean menos capaces de escuchar lo que tienes que decir. Si tu intención es resolver algo y no sólo hacer que se sienta culpable, procura no lanzar acusaciones.

4. No utilices palabras ofensivas:

Especialmente insultos. Las descalificaciones ofensivas sólo van a complicarlo más todavía. Por muy burro y cazurro que sea aquel con quien estás tratando, no le digas que es un burro; hacerlo sería toda una burrada.  Los insultos, por pequeñitos que sean, ofenden y nos ponen a la defensiva. Es un procedimiento infantil, inmaduro, cruel y sin sentido. Por mucho que te desespere, no insultes ni lances adjetivos descalificadores.

5. Deja que se defienda:

Aunque no consideres que estés atacando y acusando, lo más probable es que quien no es capaz de escuchar lo que dices esté sintiéndose atacado por ti. Así que deja que se exprese, no hables todo el tiempo, concede tiempo de réplica, incluso antes de haber acabado de expresarte. No quieres que se ponga a la defensiva, así que deja se defienda un poco para que no sienta que contratacas con más munición para hacerle callar. Lo peor que puedes hacer es silenciarle, así que intenta lograr que sienta que podrá defenderse y responder a lo que dices. La conversación irá mucho mejor.

Cambiar la opinión de alguien
La crítica constructiva puede ayudar

6 Tú tampoco te pongas a la defensiva:

Si te pones a la defensiva, la persona con la que estás tratando también lo hará. Es algo contagioso, cuando vemos que los demás se ponen a la defensiva nos tememos lo peor, y nos preparamos fortaleciendo nuestras propias defensas. Esto pasa en la guerra, la política, y en casa también. Con humildad, sinceridad, paciencia, suavidad y sencillez se logra más. Cuando hay dos personas que están a la defensiva no hay solución a la vista.

7. Termina tus argumentos con algo positivo:

Entiendo que si te sientes frustrada porque alguien no sabe recibir crítica, ni siquiera una crítica constructiva, quieras destacar lo criticable, lo que puede mejorarse y cambiarse. Pero no finalices tu argumento con palabras negativas y criticonas. Si lo último que escucha de ti es algo feo, seguirás incitándole a ponerse a la defensiva. Termina de argumentar tu opinión con una nota positiva, una alabanza, algo que te ayude a conectar con él, que le haga sentirse comprendido por ti. Ayudará mucho.

8. No presiones:

Quieres cambiar la situación, quieres que la persona con la que estás tratando se retracte y cambie, pero para ello necesitas que se dé cuenta de su error y lo admita. No es nada sencillo, a veces se necesita tiempo o espacio; no presiones demasiado, la presión sólo llevará a que se aferren más a sus ideas.

9. Acepta que no le puedes cambiar:

No puedes cambiar la forma de ser de las personas, intentarlo te va a dejar agotada y frustrada. Ocasionalmente podrás lograr pequeños cambios, como hacer que alguien pueda ver otro punto de vista; pero no será lo normal. No puedes cambiar la forma de pensar que los demás tienen. Acéptalo e intenta encontrar cómo sobrellevar esas diferencias. Al final, igual no es tan importante lograr que cambien como saber que pueden seguir estando junto pese a las diferencias que tienen.

10. La solución es la clave:

¿Para qué malgastar saliva hablando de lo que se hizo mal? ¿O peor, por culpa de quién fue que algo salió mal? Lo pasado pasado está, es mejor dejarlo atrás y hablar del futuro, de la solución al problema existente, no sobre cómo pudo haber sido o quién tuvo la culpa de qué. Busca soluciones, habla sólo de eso, ayudará mucho.

© Autor: Matilda B.

Acerca de Matilda B

Durante años una silenciosa lectora de Toda Mujer es Bella, Matilda está llena de intenciones y deseos de ayudar a otras mujeres. Colaboradora invitada.

También te podría gustar

10 señales de que él te será fiel y siempre te amará

Es normal tener miedo e incluso dudas acerca de si tu pareja algún día te …

Un comentario

  1. Fisico Rafael Barbabosa

    ¿Que Hacer cuando la Mujer es la Dificil? ¿Por que ha llevado una vida dificil como Karina Saucedo Ruiz?

Comenta, tu opinión también es valiosa: