Los problemas de los demás

© | |

  • 1
  •  
  •  
  •  

Hay una frase que dice “Nunca mires a nadie por encima del hombro a menos que les estés ayudando a levantarse”. Y así sucede muchas veces, que sabemos de alguien cercano que está pasando por un mal momento, y pasamos de largo, sin otorgarle una mano amiga.

Nos es más fácil felicitarnos, saludarnos y ofrecer nuestra ayuda cuando no es necesaria… pero cuesta mucho más regalar nuestro tiempo o fruto de nuestros esfuerzos a otra persona, por muy amiga o familiar que sea.

Hay situaciones de amigos que nos oprimen el corazón cuando pensamos en ellos… y nos es más sencillo dejar de pensarlo, hacer como que no existe y seguir adelante que ya podremos profundizar más la amistad cuando sus cosas se arreglen…

Te ofrecen ayuda cuando no lo necesitas

Pero a veces sólo es necesario una sonrisa, un apretón de manos, una frase para ayudar al caído… No dejemos pasar la oportunidad, llenemos nuestros corazones de paz y buenos propósitos. Demostrémosle al mundo de qué está hecho un buen ser humano, ayudémonos y fortalezcámonos unos a otros cuando lo necesitamos o podamos.

Estamos envueltos en la comodidad que nos da el mundo moderno, preferimos asumir que lo que leemos es cierto, ya sea un “estoy bien” o un “no te preocupes, saldremos adelante” publicado en el muro de un amigo. Si hay necesidad, hacemos como que no lo hemos leído, es más cómodo así. Si intuimos que las cosas no están tan bien y nos podrían necesitar, preferimos ignorarlo, pensar que se solucionarán y más tarde podremos saludarlos como si nada hubiese pasado.

Pero la vida no es así, no es perfecta, todos sufrimos, todos pasamos por malos momentos, todos nos necesitamos unos a otros. Hagamos conciencia acerca de lo que leemos en las publicaciones de nuestros amigos y familiares, reflexionemos, cuestionemos las palabras y motivaciones… mostremos interés por ellos.

Hagamos del mundo algo mejor, pongamos voluntad, salvemos lo que queda de nosotros e intentemos salvar también a los demás con buenas actitudes y ofreciendo la mano a quien sabemos que puede necesitarla. Muchas veces dedicar una sonrisa o palabra de aliento vale más que mil palabras… demos de nosotras lo mejor. Es tiempo de amar, de sonreír al mundo, de no encerrarnos en nosotras mismas y extendernos a los demás. Recuerden pues, que las acciones que hoy emprendas tendrán fruto en el día de mañana. Hoy es tiempo de amar y dar lo mejor de nosotras mismas.

© Edith Cervera.
(Redacción Shoshan)

Amiga, batallaré contigo


  • 1
  •  
  •  
  •  
Anterior

Problemas a causa de mensajes del facebook y WhatsApp

Uno ama más… pero otro ama mejor

Siguiente

8 comentarios en “Los problemas de los demás”

  1. Excelente tema como dice un dicho «A los ojos triztes no le hagas preguntas mejor dale un abrazo». Saludos a todas. Amanecer no te olvides de mi amiga.

  2. Hola a todas, felicidades por este tema tan importante, y lleno de sentimientos bonitos, porque creo que es a veces dificil ponerse en los zapatos de aquella persona que la està pasando mal, pero debemos de hacerlo y tenderle una mano, o aunque sea una palabra de aliento y decirles que estamos con ellos en su pena o preguntar en que podemos ayudarle, recuerden que todo lo que damos es lo que recibimos, hay que ser màs compasivos con nuestro pròjimo porque todo se regresa si damos amor tambièn recibiremos amor.

    Gracias.

    • QUERIDA AMIGA VENUS:

      Lo has dicho muy bien mi amiga, nada mejor que preguntar en que o como podemos ayudar, aunque en algunas ocasiones podemos y debemos ofrecer una mano a quien lo necesita, sin que nos lo pidan, pero lo que si es muy importante, es el amor, darlo, ofrecerlo y recibirlo es lo ideal.

      Gracias mi amiga por hacerte presente en nuestro portal de amor, te esperamos.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

  3. Un articulo muy interesante porque siempre hay que darle la mano al caído. De que vale tener todo lo necesario en nuestros aposentos si no miramos ni tan siquiera para afuera, haber como están los demás.

    Hay que dar la mano aunque no se nos haya pedido, hay personas muy orgullosas que no dan su brazo a torcer, Ahí es que entramos nosotros a darle ese aliento que ella necesita. También nos encontraremos algunas personas que por mas que uno le ayude no agradecen la ayuda, pero recordemos que estamos ayudando sin pedir nada a cambio. Sabemos que estando dando amor a ese ser caído, así que tenemos que ser conformes con nosotros mismos y sentirnos satisfechos por haber hecho posible que esa persona esta de pies.

    Gracias amiga Edith por tu articulo muy instructivo. Gracias también por dejarme sentarme en su hermosa salita. Las amos . Muuuuaaah….José.

    • AMIGO JOSÉ A. PIZARRO:

      En cierta forma tienes razón, aunque no podemos olvidar que no se puede ayudar a quien no pide esa ayuda, porque puede dar lugar a malas interpretaciones, es hermoso ayudar, eso no se puede negar, pero recordemos que todo tiene un limite y aunque se hace con la mejor de las intenciones, también caemos en la decepción que algunas personas nos provocan, es muy cierto que se ayuda sin pedir nada a cambio, pero también hay personas aprovechadas , especialmente cuando esa ayuda es económica, porque llega un momento que la situación económica cambia y quien ha estado recibiendo la ayuda se enoja cuando ya no se le puede dar.

      Creo que incluso para dar hay que tener precaución, aun con personas de la misma familia, que luego toma esa ayuda por obligación y lejos de agradecer que se le ayudo cuando se puedo, critica por que ya no se puede, es muy cierto que si, se le puede ayudar a alguien a ponerse de pie y aunque no esperas nada a cambio, tampoco esperas que esa persona te ofenda o te deje de hablar, porque desafortunadamente mucha, mucha es la gente que le pone precio a la amistad.

      Es mejor ayudar a quien lo pide y a quien acepta esa ayuda de acuerdo a nuestras posibilidades.

      Gracias por hacerte presente en nuestro portal de amor.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

  4. Bueno de la experiencias es que aprendemos mucho,yo quede viuda a la edad de 26 a~nos con 4 ninos peque~nos,quede con una mala situacion economica,fue algo muy dificil,por que las personas que decian ser nuetros amigos,me dieron la espalda,la unica era mi madre y a los 4 meses murio ella,por lo cual me vi desamparada,pero con la ayuda de Dios sali adelante,hoy dia mis 4 hijos son profesionales y les ensene a mis hijos el compartir y tener misericordia con los necesitados,y se que por eso Dios nos bendice dia a dia,pues soy una madre y abuela feliz viendo mi bella obra,pero sin olvidarme que cuando alguien necesita de mi ayuda hay estoy yo y mis hijos igualmente…Gracias Dios !!!!

    • AMIGA PALOMA:

      Nos da gusto leerte de nuevo.
      Recuerdo tu historia mi amiga, te diré algo, muchas veces no es que alas personas nos den la espalda, es que sucede muchas veces que no saben como ayudar a quien lo necesita, lamentablemente perdiste a tu esposo y a tu señora madre, pero te aseguro que el no tener quien te proveyera, fue una manera de Dios Jehová para demostrarte que si podías salir adelante con tus hijos, es hermoso compartir, es uno de los valores que debemos enseñarles a nuestros hijos.

      Se agradece en todo lo que vale tu presencia en todo lo que vale.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

  5. Buenas noches que buen tema! me cae como anillo al dedo, cuantas veces damos a otra persona lo mejor de nosotras y esta cuando mas la necesitamos nos da la espalda, o solo nos recuerda cuando quiere algo de nuestra persona… Olvidando que la amistad es un constante dar y recibir de ambas partes donde debe haber: respeto, lealtad y compromiso, no aprovecharse de utilizar a las personas solo cuando la necesitan… Es de tan seres tan bajos y vacíos… Bueno a todos nos ha tocado lamentablemente conocer seres así…

    Personalmente estoy muy agradecida de esta pagina porque como dice Edith «la vida no es así, no es perfecta, todos sufrimos, todos pasamos por malos momentos, todos nos necesitamos unos a otros» y en esta pagina he encontrado el apoyo incondicional de su moderadora Amanecer Cautiva, ella sin un contacto físico me ha reconfortado con sus consejos y con sus orientaciones, no solo a mi sino a un sin fin de mujeres, sin embargo he notado que muchas son malagradecidas aparecen solo cuando tienen la soga en el cuello y una vez mejoran se desaparecen, son incapaces de al menos pasar a saludar… No deberían ser así con la mano que te tendió su ayuda, en este caso su moderadora… Pero cada cabeza es un mundo, ojala aprendamos a ser mas agradecidos en esta vida.

    Saludos para todas.

Comenta, tu opinión también es valiosa: