Madurar no es envejecer

© | |

  •  
  •  
  •  
  •  

Muchas personas creen que madurar es un proceso que ocurre con el paso de los años (con la llegada de las primeras canas, arrugas, nietos y dolores musculares).

Sin embargo, “madurar” no pertenece al ciclo biológico de envejecer.

Envejecer es una realidad que escapa de nuestras manos, y madurar es elegir hacernos sanas y fuertes emocionalmente.

Envejecer no es madurar

¿En qué consiste madurar?

Madurar consiste en soltar todas las fuentes de sufrimiento que tenemos en nuestras vidas. «Soltar» es dejar ir, es atreverse a replantear la estructura de nuestra vida para diseñar una vida mejor que se acomode a las necesidades y deseos del hoy.

A veces la madurez es una cosa distinta a lo que creemos:

Insistir en cómo deberían ser las cosas nos produce malestar emocional. No debemos aferramos a un único enfoque, a una única forma de ver el mundo. Lo que sucede con eso, es que si las cosas NO salen como nosotras queremos, estallamos en ira, tristeza, ansiedad o depresión. No comprender que las personas sienten y tienen el derecho a sentir diferente o a vivirse de otra manera, nos vuelve exigentes, demandantes y caprichosos, características opuestas a la madurez.

En la madurez, aceptamos que todo tiene un fin, y eso nos permite vivir en el «ahora», y disfrutar de lo mejor, soltando las broncas pasajeras más rápidamente porque sabemos que no vale la pena vivir con rencores.

La madurez es un estado personal en el que la perfección y la exigencia no tienen cabida. Ya no utilizamos el yo debería, tu deberías o ellos deberían, sino que decimos yo preferiría.

Aceptar esto nos hace fuertes y emprendedoras, pues reconocemos que a cada instante damos lo mejor de nosotras mismas independientemente de los resultados.

Las dificultades son experiencias

Para ser madura hace falta dejar atrás la manipulación infantil con la que aprendimos a conseguir las cosas en el camino de la vida.

Emociones de las que debemos deshacernos:

  • Enojo porque las cosas no son como desearíamos.
  • Culpa por habernos equivocado.
  • Tristeza porque los demás no actúen como deseábamos.

© Autor: Chuchi González.
Coach Motivacional. [ Blog de Chuchi ] [ DH Crear-T ]

Madurar es saber soltar tus fuentes de sufrimiento.

Fotos © créditos: foto1, foto2, foto3, foto4.

No son los años los que te hacen madurar


  •  
  •  
  •  
  •  
Anterior

3 pasos para llevar mejor los cambios en tu vida

7 maneras de reducir el riesgo de cáncer

Siguiente

10 comentarios en “Madurar no es envejecer”

  1. Hermoso articulo yo pienso que cuando uno deja de tener suenos y metas es cuando uno empieza a envejecer yo cada dia estoy madurando aprendiendo y tratando de hacer relidad mis suenos porque tengo metas a corto y a largo plaso y con constancia y perseverancia y con la ayuda de Dios todo se puede lograr y al mismo tiempo les estoy motivando a mis hijas para que cumplan sus suenos porque nunca es demasiado tarde para hacer realidad nuestros suenos y como nos dice Chuchi en el articulo madurar no es envejecer. Felicidades Chuchi por tan motivador articulo.

    Gracias mi querida Amanecer por tan sabios consejos que nos das MUCHAS GRACIAS.

    Responder
    • QUERIDA AMIGA LUCY (ESPERANZA):

      Gracias por la apertura a nuestro tema que nos trajo nuestra amiga Chuchi González.

      Así es mi preciosa Lucy, se empieza a envejecer cuando se deja de soñar, pero se sigue madurando cuando luchamos por nuestros sueños, nada mejor que tener metas, proyectos que por muy difíciles que parezcan se cristalizan si ponemos voluntad en ello, por supuesto que no puede faltarnos la intervención divina, y lo más importante de todo, es transmitirle a quienes amamos, el positivismo, la esperanza y la fe en Dios Jehová y en nosotras mismas.
      Gracias mi amiga por hacerte presente en nuestro portal de amor.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

      Responder
  2. hola chicas…este es un hermoso tema y una gran realidad lo que dice lucy que uno empieza a envejecer cuando no tiene metas, ni sueños, por eso yo tristemente pienso que estoy empezando a envejecer…a pesar que siempre he sido luchadora, y a cada situación le busco el acomodo, si el dia está gris , le pinto un arco iris, cuando la vida me dió limones, hice una limonada, cuando me ponía piedras en el camino, las usaba para una construcción…pero,ahora…..ahora no sé que me pasa….estoy en un pais lejos de mi familia, lejos de mi hija, conn una vida totalmente diferente a lo que me había planeado, me la paso todo el dia en la casa, pues no tengo trabajo, no tengo amigas aquí, para mi todos los dias son iguales, se me hacen los dias eternos, la meta que me había propuesto no se ha podido llevar a cabo por falta de recursos económicos, he pasado curriculum para trabajar, independientemente que sea mi campo o no, pero no me han llamado….mi esposo hace todo lo posible para que yo me sienta bien, hace todo lo que está en sus manos para que se me pase esto que empiezo a sentir, a veces lo veo desesperado buscando algo para hacerme sentir mejor, pero para mi es peor, porque me hace sentir culpable, ya no quiero salir de casa, muchas veces me he pasado en pijama todo el dia, estoy perdiendo la ilusión y empiezo a entrar en una monotonía que no sé como salir de ella, pues mis ánimos no me ayudan, sé que si salgo, que si me entro a un gimnasio, que si hago cualquier curso, que con solo ir a mirar tiendas ya es hacer algo diferente, pero la cuestión es que no tengo ganas, y es que no sé como tener ganas…a veces me obligo a salir porque sé que mi esposo no merece mi comportamiento, pero al regresar a casa vuelvo a ese silencio, a ese no querer hablar, a tirarme al sofá y dejar que anochezca y que amanezca y que vuelva a anochecer y que vuelva a amanecer….lo peor de mi situación es que sé que debo hacer para salir de esto, pero mi mente y mi cuerpo no me hacen caso…y me duele tanto por mi marido que sé que esto lo pone a sufrir y le entra el temor que cualquier momento decida abandonarlo todo y regresar a mi entorno, cosa que no se me ha cruzado por la mente, porque en realidad quiero estar aqui con él, pero quiero tener vida, quiero sentirme viva, quiero tener mis dias ocupados, quiero tener planes de fines de semanas con amigas, quiero volver a sentir las ganas de quedarme acostada y no poder porque me espera un largo dia, quiero volver a sentir las ganas de que el dia tenga 25 horas para que me alcance…hay dias que me siento mas baja de ánimos,este es uno de ellos.
    Amanecer, leí algo sobre ti y me encantó saber que eres jefe de enfermería (al menos eso entendí) ya que mi hija, tambien es jefe de piso en un hospital….precisamente ese tema en que leí eso me hizo llorar…doy gracias a DIOS diario por mi esposo que me ama tanto y le pido a la vez que permita que todo esto pase para que él pueda volver a estar tranquilo y felíz como se merece.
    Amanecer, un fuerte abrazo….y como siempre, AZUL presente!

    Responder
    • MI MUY QUERIDA AMIGA AZUL:

      A ver amiga, ¿Cómo está eso de que sabes que hacer, pero tu mente y tu cuerpo no te responden? Vamos amiga, si después de todo, con esa actitud lo único que logras es hacer sufrir a los de tu entorno, ¿sabes? Te diré que no importa lo que tu esposo haga para hacerte sentir bien, si tú no te ayuda, es muy poco lo que él pueda lograr, tienes toda la razón al decir que “tu esposo no se merece tu comportamiento” pero mi amiga, tampoco lo mereces tu y antes que termines de perder la ilusión, búscala, porque debes recordar que los problemas se arreglan más rápido cuando actuamos antes que estos sucedan o en todo caso, antes que los problemas se hagan más profundos.

      Mira amiga, las decisiones de lo que queremos para nosotras, siempre es una decisión de nosotras, eres tu quien decide si quieres pasarte los días en pijama, resignada a estar en tu casa y esperar a tu esposo con tristezas y lamentos, mira amiga, muchas mujeres, mas de las que te imaginas, emigran a otros países con dos y más hijos, todos menores, sin saber el idioma, sin dinero llevando consigo como única fortuna sus sueños y anhelos por un futuro mejor, y son esos sueños los que impulsan a seguir hacia adelante, ¿fácil? No mi amiga, no lo es, pero si te puedo garantizar que es mucho más difícil, caer en la frustración al darte cuenta en un futuro que pudiste hacer algo y preferiste tomar el papel de la “pobrecita que no en cuenta su camino” perdóname mi amiga. Pero necesitas sacudirte de ese negativismo.

      Es muy importante que desees hacer algo por tu esposo, pero recuerda que todo cuanto hagas, debe ser por ti y para ti, tomando en cuenta que de cómo te sientas, así mismo se sentirán los de tu entorno, te sugiero que busques una escuela, que aprendas algo nuevo, si en el camino te sale un trabajo por sencillo que sea, ya harás arreglos en tu horario para continuar con lo que sea que hayas empezado, ninguno mas lo hará por ti, ninguno vendrá a tocar a tu puerta y preguntarte ¿“quieres ser mi amiga”? esperar que amanezca y que anochezca etc., solo suena a resignación, a miedo, cosa que de ti cuesta creerlo, porque a través de tus comentarios, lo que conozco de ti es la mujer valiente y emprendedora que le pelea a la adversidad, despierta mi amiga porque solo estando despierta te sentirás libre de soñar y de luchar por tus sueños. Te deseamos lo mejor y que muy pronto te sientas mejor, te esperamos en nuestro portal de amor.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.
      PD.

      En cuanto a lo que a mí se refiere, si entendiste bien, en un futuro les contare un poco de mi.

      Responder
  3. Hola a todas!
    El envejecer es un proceso biológico inevitable. Cada persona envejece de acuerdo como ha vivido, no por el número de años que tenga y no por ello deja de ser una virtud, donde se desarrolla la sabiduría y la experiencia que la mayor parte de los jóvenes no aprovecha y se niega a sí mismo el hecho de poder llegar a esta edad. Será acaso que vivimos en una cultura donde no se nos enseña a envejecer? Hay aspectos muy importantes a tener en cuenta cuando llegamos a la tercera edad o convivimos con personas mayores entre ellos: la relación familiar.

    Se ha comprobado que la salud, tanto física como psicológica es mayor en personas que han tenido lazos afectivos muy fuertes, y han mantenido la estabilidad familiar. Con el paso de los años, los hijos crecen y hacen su propia vida, llega la hora de retirarse del trabajo que durante años ocupó un lugar importante en sus vidas. Cuando nuestras madres abrazan la llegada de la temida tercera edad es el momento de hacerles comprender que la pérdida del papel que desempeñaban no significa dejar de ser productivos, que por ello no pierden su valor como seres humanos. Es nuestro deber enseñarles a disfrutar otros aspectos de la vida que conlleven a menos responsabilidades y obligaciones, a sentirse necesarias, a disfrutar de los hijos y de todo lo que hoy les dan, sin pedirles nada!!! Ser comprensivos, recordarles muy a menudo cuán importantes siempre ha sido, son y serán en nuestras vidas y sobre todo cuanto les amamos.

    A Uds.: madres, llegadas el tiempo en que la vida tal cual conocían no es ya la misma, cuando tus manos ya no sean las de antes, el adoptar una actitud pasiva en su entorno, de aislamiento, soledad, sentirse dependientes y desvalidos solo les trae como consecuencia envejecer mas rápido. Si nos sentimos indefensos e incapaces de cambiar los obstáculos o las situaciones negativas de la vida, podemos acabar autocompadeciéndonos o no realizando ningún esfuerzo por salir adelante.

    Responder
    • QUERIDA AMIGA MUJER 305, (ANITA):

      Sin ánimos de contradecir, que no existe forma de enseñar a envejecer a los jóvenes, porque tal y como tú lo dices, envejecer físicamente es un proceso que no se detiene, ni se puede evitar , creo mi amiga que no podemos ni debemos generalizar en cuanto al desenvolvimiento de las madres, primero que todo porque al llegar a la edad de oro, se apartan a la situación y dentro de sus posibilidades, se mantendrán activas, dependiendo también de su estado de salud.

      Por otra parte, pienso que la vida misma se encarga de enseñarnos a adaptarnos a la situación, lo importante en todo caso, es ponerle la atención necesaria y de acuerdo a nuestras posibilidades a los mayores de nuestra familia, reconociendo lo mucho o lo poco que hayan hecho por nosotros,

      Se agradece tu presencia en nuestro portal de amor, te esperamos.
      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

      Responder
  4. Es increible pero yo con mis 39 años es apenas ahora que siento que en verdad he madurado…y no por falta de experiencias duras, si no porque simplemente quiza no me habia caido el veinte como decimos en mi Pais,ahora siento en mi una gran sensacion de paz, no siento que debo buscar desespedadamente un hombre que me acompañe si llega sera porque Dios me lo manda no porque yo lo busque en lugares equivocados.
    Siento que felicidad ahora es valorar lo que tengo, mi hermosa familia, mis bellos e inteligentes hijos, es ahora que vengo a comprender que una familia no la forma : mama.papa e hijos que una familia son muchos conceptos y que tengo que vivir eternamente agradecida con Dios por todo lo que me ha dado y por lo que que ha apartado de mi camino!! Amanecer he vuelto!! y te mando un gran abrazo amiga querida….

    Responder
    • QUERIDA AMIGA VERONICA:

      cuanto gusto me da leerte de nuevo, aca esta tu lugar reserbado siempre.
      ya se ha dicho que nunca es tarde para aprender, de hecho nunca dejemos de aprender , de madurar , pero es hermoso cuando nos daos cuenta en donde estábamos fallando que retrasaba nuestra madurez, nada mejor que esperar con paciencia o que deseamos, nada pasa ni antes ni después porque los tiempos de Dios Jehová son perfectos, aceptarlo también es parte de la madurez, y si mi amiga, la familia es todo, son todos y debemos aprender a valorar el amor que recibimos de ellos.
      Gracias amiga por tu presencia en nuestro portal de amor, te esperamos.

      Amiga siempre:
      Amanecer cautiva.

      Responder
  5. hola chicas como estan, la verdad quisiera que me ayudara mi novio se la pasa viajando y he decidido terminar con el porque la verdad me hace sentir que no existo parael, soy que tengo que escribirle para que el me conteste y me canse de eso, decidi terminar con el porque esperando sus mensaje que no me escribia me llenaba de rabia, odio.. espero que me oriente, saludis. soy luisa

    Responder

Comenta, tu opinión también es valiosa: