valiente

Qué hacer cuando todo se nos desmorona…

Qué hacer cuando todo se nos desmorona…

Qué hacer cuando todo viene cuesta abajo... Las cosas malas nunca llegan solas, siempre viene una tras la otra. No sabría explicar la razón por la que es así, pero hay que salir de eso cuanto antes, y afrontar los hechos. De nada nos sirve quedarnos en la cama lamentando lo que no fue o lo que pudo ser…

Creo que la más cruel soledad es aquella que llega cuando alguien que se ha amado mucho se marcha para no volver nunca más. Puede que sea porque se ha ido al cielo, con nuestro Señor. Es posible que sea cierto eso de que nos hace falta muchas vendas de amor con las que intentar sanar esas heridas, o al menos, que con ayuda de Dios ya no duela tanto el recordar. Lo más duro se vive cuando te despiertas y sabes que no puedes llamarle, ni decirle nada, que se fue y no volverá más.

Leer…Qué hacer cuando todo se nos desmorona…

¡Se buscan mujeres calientes!

La actuación en las conductas humanas de la mujer moderna, Se buscan mujeres calientespuede ser para ella como una conquista, un logro, o un santo oficio, aunque esto no tenga nada que ver con la santa inquisición amigas queridas, pero… ¿Qué hay de sus vidas personales?

Mujeres hay muchísimas en el mundo, para las cuales el poder no ha sido nunca su objetivo primordial, pero sí la aventura preciosa de saber gobernar los sentimientos de su vida.

Leer…¡Se buscan mujeres calientes!

¿Tigresas… o gatitas?

La mujer: tigresa o gatita Amigas queridas:
Hoy trataremos un tema interesante que nos colocará seguramente a varias de nosotras, en el banquillo de las mujeres acusadas.

Y para empezar, hemos de asegurar con toda franqueza, que estamos viviendo en la época o Era de la velocidad. El mundo actual se debate entre los múltiples problemas sociales, económicos, políticos, raciales, territoriales, contaminación, globalización, aumento de la explosión demográfica, etc., sin ninguna esperanza de poder algún día llegar a la tan anhelada solución de la multifacética problemática mundial, que coloca a la mujer en un papel muy importante y difícil, pero no menos oportuno y grato de tener, gracias a Dios y a ese movimiento constante de la rueda mecánica de la vida, la gran capacidad de poder conocer y reconocer todo aquello de lo que somos capaces de lograr, aún y a pesar de tantas vicisitudes en el marco de la encomienda de “ser mujer”.

Leer…¿Tigresas… o gatitas?